Tipo de Interés Efectivo (TIE) y la Tasa Anual Equivalente (TAE)

tipo de interés efectivo

Sin duda, la norma 9 de Registro y Valoración del Plan General Contable  es una de las que más consultas genera por el complicado cálculo del Coste amortizado y el Tipo de interés efectivo. Ya en su momento, el nombre que le dimos a nuestro artículo (la dificultad del coste amortizado) daba una idea de la complejidad que dicho cálculo podía suponer para algunos contables que no estaban familiarizados con las matemáticas financieras.

El tipo de efectivo en el PGC

Al llegar el cierre del ejercicio, a la hora de valorar nuestros instrumentos financieros vemos que algunos de ellos (atendiendo a la mencionada norma) lo harán al denominado coste amortizado determinado al tipo de interés efectivo. Esto lo vamos a encontrar en activos y pasivos como como:

  • Créditos por operaciones comerciales y no comerciales a largo plazo
  • Inversiones mantenidas hasta el vencimiento como obligaciones, bonos..
  • Débitos y partidas a pagar a largo plazo como proveedores, proveedores de inmovilizado.

El tipo de interés efectivo va a ser determinante para poder calcular el coste amortizado y de esta manera poder imputar al cierre del ejercicio los intereses que se van devengando en este tipo de productos. Su determinación será esencial si queremos cumplir con el principio del devengo en la imputación de los ingresos y gastos que corresponden a cada ejercicio.

El tipo de interés efectivo y la tasa anual equivalente

Existe bastante confusión sobre la definición del tipo de interés efectivo (TIE) y en muchas ocasiones se suele equiparar a la  tasa anual equivalente (TAE) cuando realmente son dos términos que no coinciden.

El tipo de interés efectivo se va a determinar homogenizando el tipo de interés nominal al plazo en que se pagan las cuotas y añadiendo  al importe del préstamo los gastos y comisiones de formalización, de cancelación anticipada o de subrogación.

a) Homogeneización del plazo

Si nos centramos, por ejemplo, en una operación de préstamo sabemos que debemos ir pagando los intereses establecidos a lo largo de un periodo de tiempo determinado. Si el plazo o cuota que vamos pagando está establecido en el mismo periodo en que está definido el tipo de interés no hay problema pues estaremos utilizando el tipo de interés nominal.

Si por ejemplo pedimos un préstamo a cinco años con un tipo de interés del 6% anual y vamos a pagar cinco cuotas nada más (anuales) el tipo de interés que pagaremos será el nominal (6%) y coincide con el efectivo.- Sin embargo, lo normal es que el tipo de interés nominal esté establecido en un periodo de tiempo (anual) y sin embargo las cuotas que pagamos en otro (mensual). En estos casos debemos determinar cuál es el interés real que vamos a pagar, pues no va a ser el nominal sino que será superior, al ir acumulándose los intereses

Podemos decir que el tipo de interés efectivo, como primer pasó, lo que hace es homogeneizar el tipo de interés anual (establecido en el contrato) con el tipo de interés mensual (que pagamos en cada cuota)

Por ejemplo si tenemos un tipo de interés nominal del 5% pagadero en cuotas mensuales, el tipo de interés efectivo será el 5,116%. A este interés se le conoce como Tasa Anual Equivalente (TAE) y es de utilidad a la hora de hacer comparaciones entre distintos instrumentos financieros a diferentes plazos.

b) Inclusión de los gastos de la operación

Pero el valor del préstamo no solo está determinado por el tipo de interés y su periodicidad, sino que hay una serie de gastos (comisiones bancarias, tasaciones..) que también lo van a encarecer y que harán que el interés que realmente pagamos no sea el nominal.

Por ejemplo si nos conceden un préstamo de 50.000 euros con un tipo de interés del 4% anual y las cuotas son anuales el tipo nominal coincide con el efectivo.

Lo comprobamos:

10.000 de intereses / 50.000 = 0.2 dividido en 5 años = 0.04 = 4%

Pero si tiene unos costes de apertura, notaria, etc. de 4.000 al final no estoy pagando el 4% sino un porcentaje mayor.

Lo comprobamos:

14.000 (de interés más gastos) / 50.000 = 0.28 dividido 5 años = 0.056 = 5.6%

Cálculo del tipo de interés efectivo y del coste amortizado.

Quizás después de conocer la definición y la diferencia con la TAE nos apetezca repasar como se puede realizar su cálculo de una manera sencilla con datos numéricos y una hoja de cálculo.

Invitamos a revisar nuestro seminario al respecto “el coste amortizado y el tipo de interés efectivo”

Foro
FORO CONTABLE
Recuerda utilizar nuestro Foro para consultas o preguntas relacionadas con éste artículo.
Foro

Debes iniciar sesión para poder dejar un comentario.

ARTÍCULOS RELACIONADOS