Aspectos clave del código de conducta publicidad con influencers

Normas para hacer publicidad con influencers

Por
2/06/2021

El pasado 1 de enero, entró en vigor un nuevo Código de Conducta sobre el uso de publicidad con infuencers. El objetivo principal de esta creación ha sido regular a través de normas éticas y de buenas prácticas la actividad de publicidad de los influencers, de manera que se cumpla con el principio de identificación de la publicidad.

Pero… ¿quiénes son los influencers?

Son aquellas personas que tienen numerosos seguidores en las redes sociales, y que participan en publicitar cualquier producto o servicio, influyendo de manera directa y elevada al público.

Estas personas expresan sus opiniones y promocionan productos y/o servicios, a través de sus blogs, Instagram, Youtube, Twitter, Tiktok, u otras redes de moda.

¿Quién ha creado el código de conducta y cuál ha sido su pretensión?

El Código de influencers ha sido elaborado por la Asociación Española de Anunciantes (AEA) y la Asociación para la Autorregulación de la Comunidad Comercial (AUTOCONTROL).

Su pretensión es la de fomentar la publicidad responsable, respecto a la gestión y relación con los influencers, y evitar así la publicidad encubierta.

Esta nueva regulación, quiere garantizar el cumplimiento del principio de autenticidad e identificación del carácter de publicidad, siendo un principio esencial en la publicidad lícita.

Por ello, el objetivo principal es reducir los posibles riesgos de publicidad encubierta, en las publicaciones llevadas a cabo por los influencers.

En la sociedad actual, los influencers son uno de los medios de difusión y publicidad digital más importantes y a través de los cuales se llega a más personas.

¿En qué consiste el Código y quiénes están obligados a cumplir sus normas?

Consiste en la creación de una composición de normas de obligado  cumplimiento para todos aquellos influencers, empresas del sector, agendas de publicidad, representantes, anunciantes, medios de publicidad, etc. que se adhieran a él de forma voluntaria.

Las empresas que decidan adherirse al Código, deben informar a los influencers con los que colaboren, sobre el código y sobre la obligación de cumplir con sus normas éticas.

Además, quedan registrados todos aquellos, en una lista pública, a la que cualquiera puede acceder.

Las partes quedan obligadas a través de un contrato firmado, y en caso de incumplimiento de empresa o influencer, se podrán reclamar responsabilidad por daños y perjuicios ante un procedimiento judicial.

Plazo de adhesión al código

Desde que entró en vigor el mencionado código, el pasado 1 de enero de este año, las empresas y los influencers contaron con un plazo de aproximadamente 2 meses para adaptar su situación a la regulación.

¿Qué establece el código?

Establece las situaciones por las cuales nos encontramos ante contenido publicitario. Será así cuando:

- Esté dirigido a promocionar productos o servicios
- Se divulgue en el marco de colaboraciones, siendo objeto de pago o contraprestación de cualquier tipo por el anunciante o representante.
- El anunciante ejerza control editorial sobre el contenido divulgado, pues previamente establece el contenido completo o parte de él y lo valida.

El código de influencers define el concepto de “contraprestación al influencer”

Además de lo anterior, el código define el concepto de contraprestación en este aspecto, entendiendo por el mismo, la realización de un pago directo o indirecto a través de una agencia, entregando un producto de forma gratuita o prestación de un servicio gratuito, así como entradas a eventos también gratuitamente, cheques regalos, viajes, etc. incluso cuando no intervenga un pago en metálico.

¿Qué considera el Código de influencers por “consumidor medio”?

Este concepto también es relevante para la publicidad de influencers. Se trata de “aquel consumidor activo y conocedor de las nuevas tecnologías de la información, normalmente atento e informado, con capacidad suficiente para el acceso y comprensión de los medios digitales y la autonomía de buscar, discriminar y adaptar los contenidos de la red en su proceso de navegación en función de sus gustos o intereses”.

Normas concretas para los influencers

Los influencers tienen que expresar de forma clara, explícita y concisa, según el medio publicitario empleado, la referencia de que está llevando a cabo la publicidad de algún producto, servicio o marca. Puede destacar que lo que publicita es a través de una colaboración o promoción.

A modo de ejemplificarlo, se insertará en la publicación en redes la palabra “publicidad”, “colaboración”, “promoción”, “publi”, “patrocinado por”, etc.

Depende de qué red se esté utilizando, las normas serán distintas:

  1. Blog: Tienen que insertar en el título del artículo, una etiqueta que identifique la publicidad.
  2. Twitter: Habrá que establecer dentro del cuerpo del mensaje, la etiqueta por la que se identifique que se está llevando a cabo una publicidad.
  3. Instagram y Facebook: La etiqueta se incluye en un título, en la parte posterior a la fotografía o comienzo del texto.

¿Se está cumpliendo a día de hoy el Código de conducta de los influencers?

Se han realizado varios sondeos para comprobar si los influencers están cumpliendo lo establecido en el código, pero actualmente el porcentaje de cumplimiento es bajo, ya que muchos de ellos consideran que la regulación no puede equipararse de la misma manera para todos los perfiles.

Foro
FORO
Recuerda utilizar nuestro Foro para consultas o preguntas relacionadas con éste artículo.
Foro

Debes iniciar sesión para poder dejar un comentario.

ARTÍCULOS RELACIONADOS