Declaración de la renta conjunta o individual

declaración de la renta conjunta

Por
16/05/2017

Con carácter general, la declaración del IRPF se presenta de forma individual, no obstante, las personas integradas en una unidad familiar (cuando dos personas están unidas en matrimonio o tienen algún hijo en común), pueden optar, si así lo desean, por hacer la declaración de la renta conjunta, siempre que todos sus miembros sean contribuyentes por este impuesto.

Las parejas de hecho sin hijos no pueden optar por la tributación conjunta. En caso de parejas de hecho con hijos, sólo uno de sus miembros (padre o madre) puede formar unidad familiar y en consecuencia, optar por la tributación conjunta. El otro miembro de la pareja debe declarar de forma individual.

Una vez ejercitada la opción de tributar de forma individual o conjunta, no es posible modificar después dicha opción para ese período impositivo, salvo que se presenten nuevas declaraciones dentro del plazo reglamentario de presentación.

Con la declaración conjunta, todos los miembros de la unidad familiar quedan sometidos al impuesto de forma conjunta y solidaria, lo que supone que la administración tributaria, podrá exigir el tributo en su totalidad a cualquiera de los miembros.

¿A quién le interesa realizar la declaración de la renta conjunta?

Por lo general, a los matrimonios en los que uno de los cónyuges no reciba ingresos, o si los recibe, si estos no superan el importe de 3.400€ que equivale a la reducción por tributación conjunta.

Resulta recomendable también para las familias monoparentales, cuando los hijos no perciban rentas. Sin embargo, es recomendable utilizar alguno de los simuladores a disposición del contribuyente para comprobar que alternativa resulta más conveniente para cada caso en concreto.

Es importante resaltar, que la declaración de la renta conjunta permite compensar las pérdidas obtenidas por un cónyuge con las ganancias obtenidas por el otro.

25265 11079

Como norma general, si los dos contribuyentes trabajan, no interesará presentar declaración conjunta. El mínimo personal del IRPF es el mismo que por separado (5.550€), con independencia del número de miembros que integren la unidad familiar. En la declaración conjunta se aplica, además, una reducción en la base imponible de 3.400€ anuales en matrimonios no separados legalmente. Aun así, la suma de ambas reducciones (5.550 + 3.400 = 8950) es inferior a la reducción que se aplicarían si presentaran cada uno declaración individual (5.550 + 5.550 = 11.100€).

En el caso de unidades familiares monoparentales, la reducción se establece en 2.500€/ anuales.

Por otro lado, si el matrimonio posee una vivienda habitual hipotecada a medias (con derecho a deducción), conviene presentar la declaración por separado, ya que la base máxima de la deducción se establece por declaración. Si presentan declaraciones individuales, cada cónyuge podrá aplicar una deducción del 15% del importe satisfecho, con un límite máximo de 9.040€.

Tener descendencia, no es determinante a la hora de elegir tributar conjuntamente o hacerlo de forma individual, ya que la reducción por descendencia es la misma. Si se elige la primera opción, el mínimo por descendientes se prorratea entre ambos cónyuges.

La declaración de la renta conjunta en un ejercicio, por ejemplo en 2016, no obliga a declarar también conjuntamente en 2017. Si un miembro de la unidad familiar presenta declaración individual, los demás miembros deberán de utilizar este mismo régimen de tributación.

Foro
FORO FISCAL
Recuerda utilizar nuestro Foro para consultas o preguntas relacionadas con éste artículo.
Foro

Debes iniciar sesión para poder dejar un comentario.

ARTÍCULOS RELACIONADOS